Una combinación entre la quínoa y los camarones, es una delicia que puedes crear tu mismo en los tiempos de playa y de verano, más aún cuando las preferencias entornan los productos de mar. Destácate en esta nueva receta y descubre todo lo que puedes llegar a hacer invirtiendo nada más que unos minutos en la cocina.

¿Qué necesitarás?

  • 300 gramos de quínoa
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cebolla picada
  • 1 tomate pelado y cortado en cubos
  • Media cucharada de cúrcuma molida
  • Media taza de vino blanco
  • 1 taza de queso parmesano rallado
  • 1 taza de crema
  • Cilantro fresco para decorar

Para los camarones

  • 500 gramos de camarones crudos
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Salsa de ajo

Preparación

Empieza, lavando la quínoa y cocinándola durante 10 minutos en agua salada hasta que hierva. Cuela bien y pon a enfriar extendiéndola en una bandeja o en una lata.

Mezcla todos los ingredientes de los camarones y almacena para después. En un cazo, calienta el aceite de oliva y añade la cebolla cocinándola hasta que tenga una consistencia blanda. Agrega el tomate picado y empieza a revolver por dos minutos para agregar la taza del vino blanco.

Deja cocinando hasta que el vino se haya evaporado completamente. Añade la quínoa a la olla con la mezcla y agrega queso parmesano y crema. Revuelve hasta que la mezcla tenga una consistencia ideal, preferiblemente por 5 minutos.

Mientras tanto, opta por ir salteando los camarones en una cazuela, consiguiendo que queden dorados y bien cocidos. Por último, añade el cilantro fresco y la mitad de los camarones al quinotto. Sirve decorado con el resto de los camarones y ¡a comer!

El quinotto será un platillo que no pasará desapercibido desde ningún punto de vista y podrás compartir con todos en el momento que quieras y bajo la delicia de los camarones.